Páginas vistas la semana pasada

viernes, 10 de octubre de 2014

BELLEZA, VALOR HUMANO

El ser humano se deleita ante aquellas cosas o personas que le parecen bellas, que le son agradables o atractivas. La belleza puede ser una característica que se encuentra en el exterior y que se aprecia en la forma, tamaño, en la expresión, textura, color, etc., tanto en el detalle, como en su conjunto, en el objeto visto como un todo. Hay que promover el aprecio por lo bello. Enseñar un concepto real de belleza. La belleza no es el modelo comercial.
Pese a que el modelo mercantilista y materialista nos quiere presentar un modelo manipulado de la belleza, la realidad es que no puede haber cosa más bella que la sonrisa de un niño, un lindo paisaje, el canto de los pájaros, una vista al atardecer o amanecer, una flor fresca y radiante. Pero sobre todo el concepto más profundo de la belleza queda expresado en una persona íntegra, honesta, organizada, humilde y responsable.
Contemplar lo bello es sentir la satisfacción de estar a gusto, de sentirse bien. La belleza nos solo algo que se ve, sino algo que se descubre. Descubrir las potencialidades de alguien es saber lo hermoso, lo bello que es ese alguien. El trato a los demás y la forma como la persona se organiza y organiza su entorno, es el mayor indicador de belleza. Ser bello no es ser bonito, sino ser agradable.
La belleza se puede cultivar. En la historia del ser humano ha impregnado sus obras con el sentido de lo estético. Trate de que su trabajo, el fruto de su esfuerzo, tenga belleza. No haga cualquier cosa por salir del paso, permita que todo lo que salga de usted tenga el don de la belleza, atraiga la atención de los demás, por su calidad, por su originalidad, por su esplendor, por su esmero. Imprímale el valor de la belleza a todo lo suyo.

Generalmente lo bello es armónico, y debe ajustarse a las pautas que cada cultura acepta como ligadas a ese concepto. Por eso para la pintura, el arte, las creaciones literarias o la arquitectura hay ya un criterio definido de lo que es bello y lo que no. En el caso del ser humano, por el hecho de ser una persona ya es algo hermoso y bello. No puede haber ninguna creación, ninguna obra, nada en el mundo más bello y valioso que un ser humano. Las capacidades, virtudes, habilidades, los talentos de cada ser humano es lo más bello que se puede poseer. Ante esto, el maquillaje y la vestimenta salen sobrando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario